En el evento Cuba por fuera, celebrado en la Universidad de Nueva York el 8 de junio de 2012, el historiador y poeta Emilio García Montiel leyó la ponencia Garbanzos y República: disoluciones y dispersiones, donde repasa “la disolución forzada de una cultura material; disolución sostenida no por la cotidiana obsolescencia de objetos (o funciones) paulatinamente reemplazados por otros de mejor calidad o funcionamiento, sino por la desaparición de los primeros y la imposibilidad de los segundos”. Esta disolución, sugiere, define un hilo temporal dictado por la ineficiencia económica del poder político y no por la obsolescencia natural de las formas de los objetos, y da lugar a unas muy peculiares formas de la nostalgia que se presentan como nostalgias de un casi inmediato aquí y ahora.